Lo bueno y no tan bueno de Neptuno en Piscis

¿Qué tanto conoces de Neptuno? Muchas personas no logran entender muy bien su energía porque puede ser muy “nebulosa”. Neptuno es el planeta de los sueños y la inspiración, pero también rige la disolución del ego, la inspiración divina, la consciencia colectiva y el amor incondicional; asimismo rige el escapismo, la desilusión y el vivir sumergidos en una eterna fantasía, lo que nos desconecta de la realidad.

En días de alineaciones con Neptuno podemos aprovechar no sólo para lograr reconocer las dos caras de la moneda de la energía que rige, sino aprender a usarla proactivamente. Acá te comparto cuatro puntos a los cuales prestar atención:

  1. Neptuno rige la inspiración, el acto creativo. Todo lo que ves en el mundo material fue alguna vez un sueño. Muchos de los grandes inventores y creativos que conocemos son hijos de Neptuno (Piscis). Pero Neptuno en Piscis puede quedarse en la nube de su visión y no bajarla a tierra. Un sueño sin estructura es una ficción, con esto no desacredito ni la creatividad ni el poder de tu visión, pero éstas deben ser acompañadas por el músculo de la voluntad, disciplina, estrategia y estructura.
  2. Cuando Neptuno en Piscis habla, habla el alma, lo cual es hermoso si nos detenemos a escuchar para acercarnos a ese propósito, pero… Cuando vibramos con su energía más baja ponemos la barrera de la resistencia. La cuestión es que Neptuno siempre encuentra la manera de disolver el control, y se hará sentir en manifestaciones para acallar el ego y escuchar tu verdadera voz.
  3. En su energía más alta Neptuno en Piscis ha sido un llamado para conectar con tu lado espiritual. Ahora, quiero que expandas un poco el concepto que tienes de lo “espiritual”. La palabra inspiración significa “estar en espíritu”  = in spirit, es ese momento en el que le bajamos el volumen al ego negativo, conectamos con lo divino y nos permitimos ser canal para algo maravilloso. Por otro lado, en su energía más baja este llamado se convierte en el deseo de escapar, de no estar, y no se trata sólo de drogas, alcohol u otros métodos de evasión, ¿en cuántas cosas inviertes tu tiempo, atención y recursos para evadir tu presencia?, ¿cuánto te ocupas haciendo para evitar “ser”?
  4. Neptuno es el gran disolvente del ego y los límites, rige el amor incondicional, cuando das sin esperar nada a cambio. Desde él reconectamos con lo divino, y deseamos compartirlo pero... , en su energía más baja puede dar hasta agotar el deseo y la energía, dar con agenda y sin un lugar de integridad, sin medir el servicio hasta desgastarse.

Acá te dejo algunos artículos para lograr comprender más del chico de las mareas trabajando directo en su signo:

Y para asegurarme de que ha quedado todo muy claro, mejor te explico a Neptuno en su propio idioma: la música y lo que provoca en ti. Escucha este playlist que he dejado en mi cuenta de Spotify: Neptune.