Discernimiento Trascendental: cómo hacer un “Not to do” list

La energía de la semana nos habla sobre atrevernos a cosas nuevas y a discernir entre lo que realmente queremos y lo que ya no funciona para nosotros ¿cómo se hace eso? Evitando drenarlo. ¿Cómo se hace eso? Concentrándote en lo que es prioridad y dejando de gastar energía en lo que no va más allá de una reacción inmediata.

 

Entonces... Acá te lanzo la idea:

¿Qué tal si en vez de afanarte con el TO DO list, o lista de cosas por hacer, haces un "Not to do" list o lista de cosas para dejar de hacer?

 

Cuando eliminamos lo innecesario, lo necesario habla.

Mira tus listas. Sé que piensas que si no haces una de esas cosas el mundo se va a acabar, o que solo TÚ puedes hacerlo bien. Eso indica que tienes que:

•Aprender a confiar.
•Aprender a verte como líder (en serio), porque un líder sabe delegar.
•Debes encontrar el balance entre "No tomarte las cosas tan en serio", pero "Tomarte tus deseos en serio para que los demás lo hagan también".
•Aprender el punto medio entre "Aceptarme", pero "Evolucionar y cambiar".
•Usar bien tu tiempo, pero saber que necesitas tiempo a solas para envisionar.
•Pensar en ti, pero darte en servicio.

 

¿Ven como es? No es fácil, y la glorificación de estar ocupados muchas veces sirve para NO sentirnos, y si no lo hacemos, no sabremos dónde está el punto de balance que es diferente para cada quien.

 

Por eso: ¿qué puedes o quieres dejar de hacer ya, que te de más tiempo para hacer algo que sí te enciende? ¿Cómo puedes re-estructurar tu tiempo para hacer un poquito más de lo que te pone de buen humor (y eso nos beneficia a TODOS) y hacer un poquito menos de lo que te pone de malas?

 

¿Qué quisieras dejar de hacer completamente? Sé que no siempre se puede, pero es bueno que lo lleves de la idea al papel para materializarlos.

Ok!

Iluminación requiere eliminación, hay mucho que ya no necesitas y es solo cotillón que no te deja enfocarte.

Luego, puedes hacer una "To FEEL List", acerca de lo que es necesario para ti sentir a diario.

Hazte prioridad, debes conocerte. Los demás siempre nos tratarán como nos tratamos a nosotros mismos. Mira tu TO DO list y fíjate si te tratas como un esclavo.