Ritual de Año Nuevo para manifestar éxito

“No soy lo que me pasó, soy lo que elijo convertirme”.

La culminación del año es el recordatorio perfecto para tomar una pausa y reflexionar. Es una buena ocasión para recapitular las lecciones aprendidas, reconocer los logros y plantear escenarios para crear nuevos patrones.

En medio de todo lo que se habla de nuevas resoluciones, muchas veces impulsadas por el ego, es muy fácil sentirse abrumado y perder el foco de cómo realmente quieres mejorar el próximo año. Es súper importante que no te obsesiones con planes como perder tantos kilos o ganar equis cantidad de dinero. Más bien, aprovecha el final del año gregoriano para celebrar todo lo que eres y plasmar hacia dónde quieres avanzar.

Existe un ritual de astrología perfecto para iluminar el espíritu, que no requiere tener conocimientos sobre el tema para hacerlo. Sólo necesitas:

  • Tu carta natal (puedes obtenerla de manera gratuita en línea).
  • Algo en donde puedas escribir: diario, hoja en blanco, pizarra, pared, etc.
  • Lápices o bolígrafos de colores y cualquier material de arte que tengas a mano.
  • Un encendedor o cerillos.
  • Un plato o tazón.
  • Si estás en la onda de aromaterapia, unas velas aromáticas o aceites esenciales siempre son perfectos para cualquier tipo de ritual.
  • Y (lo más importante) la disposición de desprender como normalmente piensas, para confiar en los dones que el Universo ya te ha dado. Este es el componente más importante de tu ritual.

Pasos a seguir:

1- Introduce tu fecha, hora y lugar de nacimiento en un generador de la carta natal que proporcione también una descripción de la misma. Si quieres obtenerla en español recomiendo usar LosArcanos.com y en Inglés CafeAstrology.com.

2- Prende tus velas o difusor de aceite y deja que el espacio se impregne de tus olores favoritos.

3- Quítate los zapatos y siéntate cómodo con los pies en el suelo. Cierras los ojos y hazte consciente de tu respiración por unos minutos. Agradece el aquí y ahora y todo lo que has avanzado a lo largo del último año. Si respiras es porque estás VIVO, ¿qué más puedes pedir?

4- Después de respirar el humor cambia, ¿cierto? Ahora define la(s) intención(es) de tu ritual: soltar X patrón de comportamiento que ya no funciona, manifestar X fortaleza para el crecimiento de tu alma o cualquier anhelo que tengas en tu corazón.

5-  Dale “play” a tu lista de música favorita y empieza a decodificar tu carta natal, enfocándote especialmente en los signos zodiacales en los que tu Sol, Luna y ascendente caen. El signo del Sol representa tu identidad, quien en realidad eres cuando no estás pensando al respecto. Tu signo lunar habla de tu subconsciente, la parte secreta de ti que pocos conocen y cómo eres emocionalmente. Tu signo ascendente, la constelación que estaba en el horizonte cuando naciste, simboliza cómo te proyectas hacia el mundo y cómo te enfrentas a las situaciones cotidianas. Si quieres profundizar más en tu carta, puedes leer la descripción correspondiente a los signos zodiacales de los planetas interiores Mercurio, Venus y Marte que se refieren a los rasgos, deseos y necesidades de la personalidad.

6- Lee la descripción de tus signos en cada uno de los indicadores anteriormente nombrados, subrayando las palabras y frases que quieres soltar en un color y las que quieres traer a tu vida en otro color.

7- Luego de leer tu carta, escribe en un papel todas aquellas características de ti subrayadas que estés lista para soltar. Posteriormente, coloca esta hoja en un plato o tazón y quémala mientras visualizas cómo todo aquello que ya no te funciona se desvanece. Mientras el papel se enciende repite la siguiente oración:

“Querido Universo: ya no necesito las lecciones que estos sentimientos, cosas o circunstancias me enseñan. Si aún no he aprendido, prometo aprender estas lecciones de una forma diferente que se sienta mejor y que abra mi corazón”.

8- Luego, escribe todas las palabras y frases de tu carta natal que quieres que se vuelvan parte de tus fortalezas en el 2019. Visualiza la manifestación de cada una y siéntelas dentro de ti. Dibuja alrededor de tu lista símbolos que muestren todo lo que deseas para este nuevo año, y percibe el alto nivel vibracional de cada uno. Ahora lee en voz alta la siguiente afirmación:

“Querido Universo: invito estas emociones y circunstancias a mi vida en este momento, para servir a la mejor versión de mí. Pretendo que estos sentimientos y deseos me impulsen a servir mejor, a estar más presente y a mantener abierto mi corazón”.

Cada vez que necesites un recordatorio de las cualidades increíbles que naturalmente tienes, observa tu obra y úsala como una tabla de visualización de referencia. Permite que estos atributos sustituyan tu lista típica de resoluciones y aprovecha todas las maravillas que el Universo ha colocado dentro de ti. Recuerda siempre que “los planetas inclinan, no obligan”. Es tu disposición la que determina el éxito.

Colaboradora: Fabiola Márquez, creadora de WARIMBA, puedes conocer más sobre su trabajo en www.warimbapeople.com o en su Instagram @warimbapeople.

Créditos fotos: Alberto Zanetti @pepozanetti