Ábrete a recibir. Ley de atracción

 

Ley de atraccion

Ley de atracción

Estamos continuamente pidiendo. No podemos parar de pedir, de desear. Esto es lo que deviene del contraste, ves algo que no te gusta e inmediatamente deseas lo que sí te gustaría. Pero cuando te quedas en la energía del "No me gusta", no estás vibrando en la misma sintonía de una persona que tiene lo que desea.

Tienes que estar en constante agradecimiento y apreciación para abrir tus canales receptivos naturales, ya que eres mujer. Mira tu cuerpo: estás llena de huecos, más que los hombres. Es a través de ellos que recibes el mundo, lo cambias en tu filtro emocional y devuelves energía con tu firma impresa.

¿Qué sucede cuando no estamos receptivas? Cerramos alguno de nuestros huecos: nos tapamos los ojos, la nariz, la boca (no hablamos), no tenemos sexo con nuestra pareja o no podemos ir al baño.

No estar en modo receptivo bloquea las bendiciones que ya están para nosotras en nuestra vida. No estar receptivas nos impide transformarnos, limpiarnos y superarnos.

¿Cómo cambiamos la alineación?

Mira tu mente como el primer modem wi-fi que existió e imagínate colocando la dirección IP de aquello a lo que te quieres conectar. Sintoniza y mantente receptiva. Otra tarea es mantener limpio el canal, no empezar a estresarte o cuestionar cuándo o de dónde viene lo que es para ti. Miles de veces lo que pides llega, pero como viene en una persona que no luce como esperabas o en un color que no te va, lo rechazas.

Tu trabajo hoy con Luna en Libra (signo de Venus) te ayuda a alinearte, elevar la receptividad, sentir la transmisión, elevar tu vibración.

Este artículo, puede ayudarte dándote otra perspectiva. CLICK.